Distensión abdominal por ingesta de aire (aerofagia)

Dieta y nutrición, Enf. del aparato digestivo, Otros

La distensión abdominal es una de las consultas más frecuentes dentro de la medicina del aparato digestivo.
También es una de las más difíciles de valorar, ya que es un problema muy frecuente, que afecta a mucha población, y que normalmente no tiene una causa única.

Habitualmente suele tratarse más de un problema “funcional”, más que de una enfermedad orgánica determinada. Llamamos funcional, a aquellas situaciones que dan molestias producidas por una alteración menor del órgano y que suele asociarse más a ciertas situaciones de nuestra vida actual: dieta, sedentarismo, hábitos intestinales, etc…

La ingestión inconsciente de aire (denominada aerofagia), es una de las causas más frecuentes de distensión abdominal transitoria, acompañada de hábitos alimentarios inadecuados que llevan a ingerir alimentos productores de gases, o a comer de una forma inadecuada que facilite la aerofagia.

La presencia de gases en la luz del tubo digestivo puede, en muchos casos, producir una importante distensión del abdomen, pero siempre será transitoria.

Para llegar a esta conclusión es necesario que al menos se haya realizado alguna prueba digestiva y esta haya sido normal.

La acumulación de gases puede tener múltiples orígenes : el aire atrapado en el intestino puede venir del aire que “se traga” o del aire o gases que se forman en el intestino con la descomposición de la fibra ingerida.

En la mayor parte de las ocasiones el aire se traga de forma inadvertida, cuando por ejemplo comemos sin prestar atención, o de una forma precipitada, o sin masticar correctamente, como cuando se come de prisa o viendo la televisión.

Otras veces por nuestra forma de ser o nuestros hábitos como el ser “nervioso” o “temperamentales”, también se “atrapan” cantidades de aire. Por otro lado nuestra actividad física como la vida sedentaria o el realizar poco ejercicio, dificulta la eliminación de dichos gases, al igual que el ser estreñido.

En relación a la comida, existen alimentos con tipos de fibra cuya digestión produce gran cantidad de gases (como con al ingesta de alubias o alcachofas).

También, la existencia de trastornos intestinales, como problemas en el estómago (en absoluto tienen que ser cancerosos) o con mayor frecuencia en la vesícula biliar, pueden contribuir a este problema.

Todas estas causas contribuyen a que aumente el gas en el colon que es un órgano distensible (como un globo) y cuando se distiende, sobre todo en las zonas donde esta distensión es más fácil como en el costado izquierdo, por debajo de las costillas pues se produce el dolor y las molestias.

Este hecho se denomina síndrome de la flexura esplénica. Es un proceso bastante común y su tratamiento consiste en mejorar todo lo referido anteriormente, con ejercicio atención a la masticación, no ver la TV mientras se come, no llevar el cinturón demasiado apretado y con unas pastillas que disminuyan la producción de gas.

Una enfermedad frecuente, que también se etiqueta de “funcional” es el colon irritable, que es un trastorno de la movilidad que afecta a todo el tubo digestivo, causando grados variables de dolor abdominal, estreñimiento o diarrea y distensión abdominal después de comer.

Los síntomas, por lo general, se desencadenan por stress emocional.

El síndrome del colon o intestino irritable es de causa desconocida, y se caracteriza por las alteraciones de la movilidad intestinal; sin embargo, la estructura del intestino es normal.

Ocurre más frecuentemente en mujeres, y más entre los 20 y los 30 años de edad. Afecta a 5 de cada 1000 personas. Los factores predisponentes son la dieta pobre en residuos, el tress emocional y el uso de laxantes

Existen algunos datos que apoyan el diagnóstico de colon irritable: dolor en la parte inferior del abdomen que se empeora con las comidas y que se alivia por la defecación, evacuaciones mas frecuentes y de consistencia mas “suelta” desde el comienzo del dolor y este dolor no suele despertar al paciente.
Además puede existir distensión o aumento del perímetro abdominal que puede ser visible, disminución del volumen de la deposición y con heces con forma de bolitas (como las de las cabras) y ocasionalmente presencia de mucosidad.

Estos síntomas suelen ser constantes aunque puedan variar en intensidad y generalmente estos síntomas empeoran en los periodos de estrés.

Un comentario en “Distensión abdominal por ingesta de aire (aerofagia)

  • hola buenas noches gracias por el texto pude leer y darme cuenta a que se debia mi dolor debajo de las costillas hay que comer mas suave sin ver tv y volver a hacer ejercicio

Deja un comentario