¿Qué son las varices y cuál es el mejor tratamiento?

Hábitos saludables

La aparición de varices en las piernas es un problema muy común hoy en día, sobre todo en las mujeres, pero ¿qué son las varices exactamente?

Este problema está relacionado directamente con la circulación sanguínea y, concretamente, son venas que se hinchan por diferentes motivos y la sangre se queda acumulada en esas venas dilatadas. La principal causa de su aparición es pasar mucho tiempo de pie diariamente.

Las varices en las piernas tienen que ver con el mal funcionamiento de unas pequeñas válvulas que tienen las venas y cuya función es facilitar el paso de la sangre en una única dirección e impedir que retroceda. Al estar mucho tiempo de pie, estas válvulas se debilitan y no realizan su función correctamente, por lo que se acumulan pequeñas cantidades de sangre y hace que surjan las varices.

Las paredes de las venas suelen ser flexibles, es decir, tienen cierta elasticidad que poco a poco se va perdiendo, dando lugar a este problema. Se alargan y ensanchan de manera que las válvulas se debilitan perdiendo su función principal.

¿Cuáles son las causas de las varices?

El principal motivo por el que se produce este problema es estar mucho tiempo de pie, aunque también existen otras causas que influyen en la gravedad de las varices, como por ejemplo:

  • Sufrir problemas congénitos de circulación contribuye a la hinchazón de las venas.
  • El embarazo también hace que las venas se debiliten más rápidamente a causa del aumento de peso. En este caso, suelen desaparecer a las pocas semanas tras el parto.
  • Llevar una vida poco saludable también influye en la aparición de varices, sobre todo si se aumenta de peso llegando a niveles que rocen la obesidad.
  • El sedentarismo también puede provocar que surjan venas varicosas.

En función de la gravedad del problema, pueden identificarse diferentes tipos de varices, entre los que destacan las varices más superficiales y las tronculares. Las primeras son muy finas, de pequeño tamaño y similares a las arañas vasculares, por lo que no suelen ser un problema estético de mucha importancia. Sin embargo, las tronculares son mucho más visibles y de mayor gravedad, ya que son muy visibles y su hinchazón se nota externamente llegando incluso a causar pesadez en las piernas, edema, dolor, calambres y entumecimiento. En casos muy extremos, pueden llegar incluso al sangrado y a ocasionar graves dermatitis.

¿Cuál es el mejor tratamiento para las varices?

Existen diferentes tipos de tratamientos farmacéuticos para mejorar o prevenir las varices, que están especialmente enfocados a solventar este problema tanto de manera externa como por vía oral.

Además de estos tratamientos específicos para las varices, también existen soluciones  en forma de pastillas para las varices o cremas naturales que se centran en el uso de plantas con propiedades venotónicas para ayudar a mejorar la circulación de la sangre en determinadas zonas del cuerpo. Por ejemplo, encontramos los productos ofrecidos por 500Cosmetics.com, que cuentan en su fórmula con plantas como el aloe vera o la lavándula, cuyas propiedades relajantes y calmantes del dolor contribuyen a mejorar la circulación sanguínea y, por tanto, a calmar y prevenir las varices.

¿Qué tratamiento casero se puede llevar a cabo para mejorar las varices?

A parte de los fármacos, cremas y demás productos específicos para tratar las varices, también se puede mejorar el aspecto de las piernas llevando a cabo determinados remedios caseros, como por ejemplo:

  • El ajo ayuda a desinflamar las varices y mejora la circulación si lo incluimos habitualmente en nuestra dieta.
  • El vinagre de manzana aplicado directamente sobre la zona inflamada junto con un pequeño masaje de abajo hacia arriba, también ayuda a mejorar la circulación.
  • Los baños de inmersión favorecen la buena circulación desde los pies, lo que repercute positivamente en el riego sanguíneo de las piernas.

 

Deja un comentario